EL CAMINO DEL CORAZÓN (CLICK LEER MÁS)

sagrado-corazon

Un Dios con Entrañas de Un Misericordia

Queridos amigos y amigas en el Señor:

Próximos a la celebración de la fiesta solemne del Sagrado corazón, el día 19, quiero comunicarme con todos y cada uno de Ustedes, compartiendo nuestros sentimientos y algunas ideas pertinentes del Secretariado Internacional sobre el Camino del Corazón.

En esta Nuestra Fiesta nos llena de alegría al recordar que estamos en la tercera fase de la Recreación del Apostolado de la Oración como Red Mundial Oración del Papa. Se trata de profundizar la devoción al Corazón de Jesús como fundamento en nuestra misión: Nuestra manera propia de entender en la dinámica del Corazón de Jesús se llama “El Camino del Corazón”.

sagrado_corazon
sagrado_corazon

Es una profundización de la tradición espiritual del Apostolado de la Oración y una actualización de la devoción al Corazón de Jesús para hoy. El camino del Corazón es la calve de la interpretación de nuestra misión, misión de compasión por el mundo. El Camino de Corazón es el fundamento teológico, pastoral y espiritual de dicha misión.

“En el centro de cada gesto, de cada palabra de Jesús, en el centro está el amor, el amor del Padre que ha enviado a su Hijo, el amor al Espíritu Santo que está dentro de nosotros. Y podemos hacerlo adorando la Eucarística donde este amor está presente en el Sacramento”. Papa Francisco, Ángelus 7 junio 2020.

La Compasión en Jesús significo la devolución de la vida a quien estaba muerto y el consuelo a la viuda que está sola. La compasión engreda fraternidad con quien nos compadecemos. No es una acción por lastima, es probar en la propia vida el dolor del otro, sentir su soledad, su necesidad de consuelo y su deseo de ser amado. Nuestra tarea es buscar un modo de aliviar el sufrimiento ajeno. Demos gracias al Padre de una forma especial en este día porque nos ayuda a sentir compasión. Nuestra tarea como apóstoles consagrados, es buscar por lo tanto un modo de aliviar el sufrimiento ajeno.

Entrañas de Misericordia. Jesús nos invita “Ser misericordiosos” como nuestro Padre es misericordioso (Lc. 6, 36) un Padre que tiene Entrañas de Misericordia. En sus Entrañas tiene origen la ternura, la compasión y el perdón. Ellas brotan de unas entrañas que conmueven, nos alcanzan y nos envían por el Camino del Corazón, a ser nosotros también portadores de esta misericordia. Hay que subrayar una de las dimensiones originales del ser humano al penetrarlo en las entrañas, desde una perspectiva que la mira fundamentalmente como un movimiento hacia el otro, pequeño, vulnerable, frágil, herido, sufriente, que se acerca y penetra en nuestra existencia “Tocándonos por Dentro”, para curar y abrazar.

San Agustín, comentando las palabras del profeta Oseas afirmaba que “Es más fácil que Dios contenga la ira que la misericordia”, pues la ira de Dios dura un instante, mientras que la misericordia dura eternamente.

Y todo, como bien decía Ricoeur, la existencia humana es frágil, es débil, y débil significa que tiene la posibilidad de caer en el sentido moral, de fracasar, como consecuencia de su estructura finita. Desde esta perspectiva la debilidad se relaciona directamente con la capacidad que tiene el ser humano de equivocarse de sus proyectos personales y en la realización de sus valores.

Pidamos en este día al Corazón de Jesús que nos abramos a la experiencia de los demás, abriendo nuestra entraña, de manera que ampliemos nuestro horizonte de vida y compasión. Así será como a través de esta relación interpersonal de entraña y entraña podremos encontrar personas misericordiosas al servicio de un mundo tan necesitado de ella.

Que este día del Sagrado Corazón sea una Jornada de Oración y de acción de gracias por tanto bien recibido a través del Corazón de Jesús; y hacer posible que tengamos la consagración personal y familiar.

Muy Fraternalmente.

P. Álvaro Lacasta, s.j. 

Red-Mundial-Venezuela-VE

Deja un comentario